Por qué la hipoglucemia nocturna no tiene que limitarte

Por qué la hipoglucemia nocturna no tiene que limitarte

¿Qué es la hipoglucemia nocturna?

Se le llama hipoglucemia a la bajada de glucosa en sangre de nuestro cuerpo, esto se da cuando se sufre una caída por debajo de 70mg/dl mientras dormimos. Más de la mitad de los casos de glucosa baja, incluyendo los más graves se dan en la noche durante el sueño y es a lo que llamamos hipoglucemia nocturna. 

Esto puede ser potencialmente peligroso, la parte positiva es que hay formas de prevenirla capacitando a las personas de tu alrededor a actuar cuando te ocurra algún episodio.

Síntomas de hipoglucemia nocturna

En ocasiones podemos despertarnos durante un episodio de hipoglucemia nocturna, pero en caso de no hacerlo te damos algunas señales que pueden sugerir advertencia de un episodio hipoglucémico:

  • Piel sudorosa, caliente y húmeda
  • Temblores mientras duermes
  • Sueño inquieto
  • Cambios en la respiración
  • Sentirse inusualmente cansado
  • Despertar con dolor de cabeza
  • Latidos rápidos del corazon
  • Experimentar trastornos de sueño aparentemente no provocados, pesadillas

Hay personas que tienen estos síntomas y no lo saben o no se dan cuenta por lo que si observas alguno de ellos en alguien no dudes en ponerte en contacto con el servicio médico.

¿Por qué puede darte un ataque hipoglucémico nocturno?

Las causas por las que te pueden dar hipos nocturnos son:

  • Tras haber consumido alcohol.
  • El no tomar un refrigerio nocturno si generalmente lo haces, el cuerpo está acostumbrado a esa fuente de glucosa.
  • Un nivel de insulina basal demasiado alto.
  • No cenar
  • Una actividad física durante el día que pueda aumentar la sensibilidad a la insulina.

¿Qué hacer si se da un episodio de hipoglucemia?

Si tienes a alguien cercano que tenga hipoglucemia debes aprender a reconocer los síntomas de hipoglucemia nocturna. La persona que padece hipoglucemia o familiar debe tener siempre cerca un kit de glucagón por si se diese un brote o ataque hipoglucémico, este kit contiene un medicamento de acción rápida inyectable.

  • Lo primero no poner nada en la boca de la persona que sufre el ataque si esta se encuentra dormida o no puede sentarse.
  • Si te es imposible despertar a la persona al no tener un kit de glucagón llama a emergencias. En caso de tener un kit de glucagón tienes que seguir las instrucciones para llenar la jeringuilla e inyectar el medicamento. Ya despierta la persona que ha sufrido el ataque, debe comer y beber para poder nivelar la glucosa en sangre y llevar un control cada pocas horas con un kit de prueba en el hogar. 
  • Si la persona que sufre la hipoglucemia puede despertarse y sentarse por sí misma se le debe dar una fuente de acción rápida de glucosa. Pueden ser dulces, zumo de frutas, pasta o tabletas de glucosa de una farmacia, etc. Cuando esta esté completamente despierta, debe comer y beber y controlar su glucosa en sangre cada pocas horas con su kit de prueba en el hogar.

Tras un episodio hipoglucémico nocturno, haya hecho falta o no poner el inyectable de glucagón a la persona, es aconsejable dar notificación al médico con la mayor brevedad posible. De este modo el médico y el paciente trataran de averiguar que causo el ataque hipoglucémico para tratar de evitar que vuelva a suceder.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.